Saltar al contenido

Descubren fábrica de alcohol clandestina que habría pertenecido al gánster Al Capone

02/17/2021

Estudiante de arqueología descubrieron sin querer una fábrica de producción de alcohol que habría pertenecido a Al Capone.

Estudiantes de arqueología de la Universidad de Tennessee en Estados Unidos dieron con instalaciones de una fabrica de alcohol clandestinas que habría pertenecido al gánster Al Capone. El lugar funcionaba para producir alcohol durante la ley seca establecida en USA a comienzos del siglo XX.

El equipo de arqueólogos logró encontrar en el sector bloques de cemento, barriles, una manguera e implementos utilizados en la producción de alcohol. Los objetos descubiertos, así como la infraestructura del lugar, se encontraban deteriorados por el paso del tiempo.

La información, revelada por el medio Post Courier, indica que el lugar esta ubicado en el Bosque Nacional Francis Marion en Carolina del Sur. Indumentaria como barriles, cemento y una manguera de jardín se encontraban en el sector.

También puedes leer: Potente erupción de volcán Etna obligó a cerrar aeropuerto en Italia

De igual manera, los involucrados en el hallazgo encontraron un pozo de unos cuatros metros. En la misma línea, identificaron la existencia de carbón y laminas metálicas.

El complejo esta muy próximo a la casa de Benjamin Villeponteaux, quien era un conocido del popular mafioso Al Capone. Ambos están implicados en el tráfico de licor durante la ley seca en Estados Unidos. Se presume que la planta habría funcionado hace al menos 100 años cuando era efectiva dicha ley.

Cabe destacar que la ley seca era una medida dictada en el país que prohibió la venta de alcohol tal como ocurre actualmente con algunas otras drogas. Ello desencadenó el comienzo del trafico de licor en el USA, de modo que mafiosos como Al Capone surgieron gracias a este lucrativo e ilegal negocio.

Según explican expertos en la materia, luego de la muerte de Villeponteaux, las instalaciones continuaron operando bajo la administración de contrabandistas enemigos.

El “Hell Hole Swamp” era una zona conocida por ser centro de producción de alcohol de las mafias. Información recopilada en el caso apunta a que el mismo Al Capone supervisaba de vez en cuando la zona a la que llegaba en una limusina.